abril 30, 2021

Cortizo entrega 4 viviendas a familias en Los Pozos y Ocú

Cuatro familias de escasos recursos de los distritos de Ocú y Los Pozos, en la provincia de Herrera, dos de las cuales viven con integrantes con discapacidad y una con enfermedades crónicas, recibieron nuevos hogares seguros y confortables, construidos por el Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial (Miviot).

Una de estas soluciones, que forma parte del plan Transformando Vidas, fue entregada en Los Pozos por el presidente de la República, Laurentino Cortizo Cohen y el titular del Miviot, Rogelio Paredes.Se trata de la beneficiaria Clarivel González, a quien se le otorgó una vivienda totalmente amoblada en la comunidad de La Requinta, en el corregimiento de Cerro de Paja, dentro de la estrategia interinstitucional para dar respuesta integral a las familias más necesitadas, y a su vez lograr un impacto positivo a adultos mayores, niños, casos con discapacidad y personas con enfermedades crónicas, que viven en condiciones precarias en áreas de difícil acceso.

González, de 40 años, habita junto a su esposo Eduardo Pimentel, de 55 años y sus tres hijos: Erika Pimentel, de 20 años; Inés Pimentel, de 18 años y Diego Pimentel, de 10 años, quien presenta discapacidad intelectual moderada.

Ellos ocupaban una casa levantada con paredes de madera, techo de zinc y piso de tierra, además cuentan con agua por gravedad, baño de letrina y no tienen energía eléctrica. El adulto realiza trabajo de campo y también se apoyan con el programa social Red de Oportunidades.

En ese distrito, en Cerro de Paja, se favoreció a Dominga Ávila, de 79 años, quien padece de Parkinson y habitaba en la comunidad de Pan de Azúcar junto a su hijo Humberto Meléndez, de 56 años, en una casa de quincha en mal estado. La adulta mayor es beneficiaria del programa 120 a los 65 y tiene como medio de subsistencia la agricultura.

Otro impactado fue Ismael Barrera, de 76 años, quien fue captado en Cerro de Paja Centro junto a su esposa Gertrudis Higuera, de 66 años, en un hogar construido de quincha donde las paredes y el piso eran de barro, el techo de zinc y usaban letrina, además cuentan con agua potable por gravedad. Higuera es paciente diabética e hipertensa.

Igualmente, en Ocú, Evodio Mitre, de 67 años, es otro de los beneficiarios que residía en la barriada El Mamey solo en una vivienda con paredes y techo de zinc, piso de tierra y baño de letrina en mal estado, además obtiene el agua potable de un vecino, no cuenta con energía eléctrica y mantiene el subsidio de 120 a los 65.

Las nuevas obras sociales, que reemplazan viejas estructuras y endebles, constan de dos recámaras, sala-comedor, cocina, baño higiénico, un pequeño portal y lavandería. Las soluciones son construidas con material RBS (formaletas termoplásticas vaciadas en concreto armado) y PCH (paneles de concreto).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *