marzo 17, 2021

Para enfrentar los efectos climáticos: Panamá se posiciona como líder en la región

Con el objetivo de profundizar en los aspectos técnicos, financieros e institucionales de los productos de aseguramiento soberano ofrecidos por la aseguradora The Caribbean Catastrophe Risk Insurance Facility (CCRIF) a Panamá  y socializar la información de los seguros paramétricos, la Dirección de Inversiones, Concesiones y Riesgos del Estado (DICRE), del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), con el apoyo del Banco Mundial (BM), realizó un taller técnico.

“La entrada de Panamá al CCRIF, además de permitirle diversificar sus instrumentos de protección financiera, lo está posicionando como un líder en la región para afrontar y reducir la vulnerabilidad fiscal frente al impacto creciente de amenazas naturales y de los efectos del cambio climático. Es una acción para celebrar y destacar, pues el país  está en una búsqueda activa de iniciativas que protejan a los más vulnerables”, destacó Joaquín Toro, especialista líder en gestión del riesgo de desastres del Banco Mundial (BM), durante el taller.

Agregó que la última temporada de huracanes del Atlántico, en el 2020, batió récords, ya que se dieron 30 tormentas con nombre, fue la más activa de la historia y la quinta más costosa, con daños que sumaron alrededor de 50,000 millones de dólares. La temporada afectó directamente al Caribe y a Centroamérica y puso de manifiesto la necesidad que los países incorporen adecuadamente el riesgo de desastre en la estrategia de planificación financiera.

La actividad, que se desarrolló durante dos días, contó con la participación del viceministro de Finanzas, Jorge Luis Almengor, quien destacó que la República de Panamá en el año 2018 adquirió la póliza paramétrica de seguro de exceso de lluvia, con renovaciones anuales, amparadas en la Resolución de Gabinete N° 40 del 26 de junio del 2018.

“Definir instrumentos financieros, dentro del Marco Estratégico de Gestión Financiera de Riesgo de Desastre, proporciona un nivel de protección a países vulnerables a los ciclones tropicales, terremotos y excesos de lluvias, pues permite que se aumente la capacidad de respuesta financiera, reduciendo la carga económica y fiscal”, detalló el viceministro de Finanzas.

Almengor resaltó  que Panamá recibió una indemnización de la aseguradora CCRIF por un monto de B/. 2,670,566, en consecuencia de los impactos de la lluvias que ocurrieron, durante el ciclón tropical ETA , en noviembre del año pasado 2020, el cual causó efectos negativos, en el territorio nacional.

Por otro lado, Francisco Álvarez, director de Inversiones, Concesiones y Riesgos del Estado explicó que, durante el taller técnico los participantes conocieron cómo trabajan los modelos de exceso de lluvia y terremoto de CCRIF, incluyendo los aspectos técnicos y financieros. Además, se realizaron ejercicios prácticos en cada jornada para ejercitar los conocimientos adquiridos, lo cual sirve de guía para continuar fortaleciendo a la República con la adquisición de nuevos instrumentos que mitiguen el impacto fiscal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *